Denuncian desaparición de 2 dirigentes indígenas

Compartir

Santiago Meléndez Dávila y Luis Tapia Meza desaparecieron en agosto y setiembre, respectivamente. Los indígenas de Puerto Bermúdez y Constitución creen que se trata de una venganza de los narcotraficantes y depredadores del bosque.

La desaparición de Meléndez Dávila y Tapia Meza, sería una venganza de los narcotraficantes ante la incautación de sus productos. Por estos hechos y ante la inacción del gobierno para luchar contra el narcotráfico, los indígenas anunciaron que se levantarán en armas para enfrentar directamente a estos ilegales.

Los indígenas están representados en la Asociación de Nacionalidad Asháninka del Pichis (ANAP), que entre los años 80 y 90 enfrentó al terrorismo con su propio ejército.

El presidente de ANAP, Jennrri Zegarra Ingeniero, le dijo a OjoPúblico que la Policía no ha hecho nada hasta el momento para encontrar a los dos dirigentes desaparecidos.

Meléndez Dávila, líder de la comunidad San José de Apuracayali, en el distrito de Puerto Bermúdez, desapareció el 9 de agosto.

Mientras que la desaparición de Tapia Meza, presidente de las rondas indígenas de la comunidad Alto Lorencillo II, en el distrito de Constitución, se registró el 22 de setiembre.

“A ambos se los llevaron en vehículos de los narcos.Sabemos quiénes fueron e iremos a reclamarles que los devuelvan vivos”, dijo el presidente de ANAP al portal periodístico. Hasta el 2019, en la cuenca del Pichis-Palcazú-Pachitea, que agrupa a diversos distritos de la región Pasco y Huánuco, había 1.314 hectáreas de cultivo de hoja de coca, según Devida.

Sin embargo, la cifra en este territorio donde viven Asháninkas, Yaneshas, Nomatsigengas y Kakataibos, se habría triplicado ante la falta de control de la policía por las limitaciones de la pandemia. (Colaboración: W La Torre)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.